Ir al contenido principal

Entradas

Mostrando entradas de 2011

G r a c i a s

. Concluir un año calendario puede ser un buen momento para evocar algunos recortes de noble lirismo y humor que -como alguien dijo- nos libera del delirio narcisista (sin olvidar los rasgos de ternura que la pureza del inconsciente trae escondida) de las ultimas sesiones del 2011 y aprovechar para agradecer a mis analizantes que me recuerdan cada semana el sentido del invento freudiano y me revelan en cada encuentro el admirable coraje con que se disponen a escuchar su deseo, siempre arduo, siempre escurridizo…


Quiero agradecer también a los seguidores de mi canal de YouTube por todos sus elogios que obviamente me parecen un exceso y pedirles disculpas por no poder contestar a todos los posteos que allí solicitan mi opinión.


Finalmente, agradecer a los lectores de mi Blog y a los Grupos de Estudio, de quienes –como de mis analizantes- aprendo siempre. map





Analizante: Sabés que siempre pensé que era yo quien cuidaba a mis nueve gatitos… y ahora me doy cuenta que son ellos quienes me cu…

Por favor, sea breve...

. . . . . . Todas las noches la misma historia. El marido entra en la cocina, la tira al suelo y la acuchilla una y otra vez.  Luego, como si nada hubiera sucedido, ella se levanta, ordena la casa y limpia los rastros de sangre. No sabe por que sigue ocurriendo. Lo único que tiene claro es que debe limpiar con esmero. Los niños no tienen por que enterarse.
Miguel A. Hernández-Navarro Destino
La campesina que despierta y sacude las migas de pan de su pecho, sacude su blusa y vuelve a cortar el trigo, en el sopor del verano, toda tostada. De repente se pregunta como será un beso, como será recibir un beso, como será meterse en el otro muy despacio y que se hace después con todo eso. A esa miseria me refiero.
Susana Barragues Sainz Miseria
Una mujer que aprenda mi nombre a besos cada día. Mujer que ronque como roncan las notas de un bandoneón. Mujer duplicado de mis llaves. Mujer hoja del árbol que soy; palabra de cuanto hablo. Una mujer que no tenga país de origen. Que cuando diga su nombre: llue…

Fotografía

. . . .
.
.

.


Gracias Sabrina por alcanzarme tus fotos...
. .

Soneto / Alain Bosquet

. . . . . . ¿Y con quién os pensáis que conversa una rosa?
¿Hacia quién creéis que va un perro solitario?
¿Habéis visto que alguno dé consuelo a una piedra
que llora? El cielo azul, asentado en sus vértigos,

¿os creéis que soporta un silencio tan frío?
No seáis inocentes: la silla siempre es viuda,
la ceniza se queja de ser sólo ceniza
ignorando de qué. Preguntad al cometa

si a pesar de su brillo halla más soportable
  la vida que la muerte. Nosotros compartimos
nuestros afectos con las cosas desvalidas,

el polen trashumante, el lagarto espasmódico,
el pedernal dormido; ¿pensáis que ellos aceptan
tantas burlas y tantos falsos remordimientos?

Alain Bosquet -Ucrania: 1919 / Paris: 1998- Interrogación Sonetos para un fin de siglo  .

Con-sagrarse al Goce del Otro

. .



..A diferencia de las psicoterapias, la cura psicoanalítica se define como no orientada por el propósito de que el sujeto sea dirigido a la meta de ajustarse a un estandard preestablecido. Esto determina que lo que en un psicoanálisis importa no sea un ideal a alcanzar sino la confrontación del sujeto con lo que es su deseo, más allá de toda meta impuesta por la demanda de otros. El proceso psicoanalítico pone así en primer plano una cuestión de orden ético. , La ética, pensada psicoanalíticamente, no se confunde con todo aquello que se incluye dentro del rubro de la moral, pues ésta siempre se basa en la exigencia de cumplir con algún tipo de ideal, es decir, con eso que en ùltima instancia es una derivación del narcisismo y se presenta como condición para la satisfacción narcisista del sujeto. . En otras palabras, de un modo u otro la moral pretende la obtención del Bien, con mayúsculas, más allá de las distintas formas en que lo presenta. Esto se basa en el postulado de que ese Bi…

La enfermedad del lenguaje

-


-
.
-
Como sentenció Heidegger; estamos habitados por el lenguaje; es decir que el lenguaje no es instrumento del hombre sino que lo habitamos: él está antes. Y ya que somos hablados, entonces somos poema antes que poetas. Esta sutileza funda al sujeto. Sutileza por cierto cara a los lingüistas, a la ciencia y a quienes insisten en proclamar que es gracias al lenguaje que los humanos podemos comunicarnos; entender de qué se trata. El sujeto, justamente por el lenguaje, ha perdido todo intento de comunicación posible; recordemos al maestro Lacan: “uno le habla al que no es de lo que no sabe”. Ergo, la primera conclusión que golpea se lee así: el sujeto no habla para comunicarse; el sujeto habla porque encuentra un goce que lo empuja; porque lo inconsciente lo determina y, entonces, hablando, goza. (Definición de lo inconsciente que Lacan nos ofrece en el seminario XX, Aún.) . Entender este primer apotegma lacaniano implica entender el invento freudiano de lo inconsciente y la clínica de su…

Justicia

. . . . .
Arte: Pablo Bernasconi www.pbernasconi.com.ar 
"Que el cielo exista aunque nuestro lugar sea el infierno" Jorge Luis Borges
.

Microrrelatos

- - - - - - Siete decenios. Seis trabajos. Cinco infidelidades.
Cuatro operaciones. Tres hijos. Dos latidos. Un suspiro.
Ángel Olgoso Cuenta atrás

Mientras subía y subía, el globo lloraba al ver que se le escapaba el niño.
Miguel Saiz Álvarez El globo

Oir el canto de los pájaros, oírlos hasta descubrir cuál de elloshace del canto el gorjeo invencible.
Después oir el aullido de los perros, oirlos hasta descubrir cuál de ellos alcanza el gemido más desgarrador. Y así, hasta finalmente descubrir cómo es en la alegría y en el desamparo la voz de Dios. Lo demás, su atroz silencio, ya lo conocemos.
Eugenio Mandrini Descubrimiento
Antología, en: Por favor, sea breve. Vol. 2 Ediciones Páginas de Espuma, 2009. .

Hoy

. . . . .
.
Un maestro y su discípulo caminan.  El discípulo pregunta:
“¿Adónde vamos, maestro?”-
El maestro responde:
“Ya estamos."-  . -Cuento Zen-

Arte: Lisandro Demarchi Once de bastos www.lisandrodemarchi.com.ar

Jazz & Vacas

. .
. . Que la música mueve montañas -que la voz humana, cuando se nos habla musicalmente, calma, acuna, acaricia y fascina- es bien conocido... ¿Qué decir del Jazz?
Particularmente, si veo a músicos callejeros, sólo me detengo si escucho sonido de Jazz... Evidentemente -debo confesar- tengo alma bovina... ..

.

Sutileza

. .
. . . .

Amantes

. . ..
. .
. ¿Quién los ve andar por la ciudad      
si todos están ciegos ?
Ellos se toman de la mano: algo habla
entre sus dedos, lenguas dulces      
lamen la húmeda palma, corren por las falanges,
y arriba está la noche llena de ojos.        
Son los amantes, su isla flota a la deriva
hacia muertes de césped, hacia puertos
que se abren entre sábanas.      
Todo se desordena a través de ellos,
todo encuentra su cifra escamoteada;      
pero ellos ni siquiera saben
que mientras ruedan en su amarga arena      
hay una pausa en la obra de la nada,
el tigre es un jardín que juega.        
Amanece en los carros de basura,      
empiezan a salir los ciegos,
el ministerio abre sus puertas.
Los amantes rendidos se miran y se tocan      
una vez más antes de oler el día. Ya están vestidos, ya se van por la calle.
Y es sólo entonces
cuando están muertos, cuando están vestidos,      
que la ciudad los recupera hipócrita
y les impone los deberes cotidianos.
JULIO CORTÀZAR Los amantes

C…

Amor Goce Deseo

. . . . . .

El amor genera límites al goce desatado. Por él frenan feroces apetitos. A su vez el amor encuentra barrera en aquello que pulsa, pues el amor, librado a su afán de fusión narcisista, lleva muerte a los amantes que manifiestan alimentarse sólo del amor y renuncian a todas las otras apetencias.
(…)
Las palabras no hacen el amor, pero para hacer el amor necesitamos palabras. Ése es uno de los grandes misterios de nuestra esencia humana. El amor va de la mano del enigma, que se extiende también al objeto de amor cuya presencia persiste en descentrar nuestra razón e incomodar nuestra naturaleza.
(…)
Pero si el objeto de amor no es superponible al objeto de goce, tampoco es seguro que coincida con el objeto de deseo.  Que es posible desear sin amar y amar sin desear es archisabido. Freud mismo lo desplegó en su trilogía sobre la psicología del amor, especialmente en el más abordado texto “Sobre la más generalizada degradación de la vida amorosa” (Freud, 1912). Hay sujetos que sólo gozan …

Ellos

. . . . .


“They never talk about themselves but listen to you while you talk about yourself, and keep up an appearance of being interested in the conversation.”
~ Jerome K. Jerome 

.


.

Pulsión & Deseo

. . . Ref.: Una orientación desde Venezuela... Pulsión-Deseo, Necesidad, Demanda.

Saludos Profesor Marcelo Augusto Pérez, Buen Día!  he tenido la fortuna de ver ayer y anteayer, sus vídeos, orientadores sobre el psicoanálisis, llegue a ellos pues buscaba material sobre Freud y Lacan, los estudio para entender temas como la pulsión, el deseo, la necesidad, demanda. Mi interés es entender la dimensión y el efecto que tiene el mensaje de información, cualquiera que sea el medio por donde se difunda o se intercambie (Radio, TV, prensa, internet, blog, redes sociales digitales), sobre el comportamiento del hombre de nuestro tiempo. Tengo casi dos años yendo de una disciplina del saber a otra, desde la comunicación social, que prefiero ahora llamar ciencia de la información, la sociología, la psicología cognitiva, la neuropsicología, la antropología social, la educación, la filosofía, la pisocología cognitiva, la pisoclogía del desarrollo, psicología transaccional, psicodinamia, la historia, e…

El ambicioso YO

, , ,
 ,
"Silencio en la noche, ya todo esta en calma,
el músculo duerme, la ambición descansa." 
Silencio C.Gardel - A. Le Pera
. Los poetas no sabían que la ambición no descansa ni aún en el sueño; que es -justamente- donde lo inconsciente funciona destruyendo, torturando o matando.  En la ciudad de Miramar –hace quince días-, Gastón Bustamante, de 12 años, fue asesinado. Según las investigaciones hasta ahora logradas, el asesino sería Julián, de 24; estudiante de derecho y participante activo de las marchas que se hicieron en torno a la investigación y en pro del encuentro del sospechoso. Julián no es cualquier persona dentro de este escenario. Es el novio de la hermana del difunto: es decir, el cuñado del niño asesinado.
En primera instancia sabemos que el crimen habría sido cometido dentro de un móvil que fue el robo de cinco mil pesos.  La hipótesis que manejan los técnicos del caso es que Julián habría matado a Gastón cuando fue reconocido por éste en el instante del robo. 
De…

Octavio Paz

- . - - -
- No hay
ni un alma entre los árboles.
Y yo
no sé adónde me he ido.
(Dónde sin quién) Quiso cantar, cantar
para olvidar
su vida verdadera de mentiras
y recordar
su mentirosa vida de verdades.

(Epitafio para un poeta)
Quieto
             no en la rama
en el aire
                  No en el aire
en el instante
                          el colibrí.

, (La Exclamación)
. OCTAVIO PAZ 1914 / 1998
- .

Fotografía

. . .
.
,
Gracias por acercarme este paisaje, Gisella: "Permanencia natural" Gisella Aruanno, 2011 . .

Decisión & Definición

- - - - - - -
-

Ya en quinto o sexto año de medicina participo con un grupo que tenía una cierta orientación política - en una línea donde después estuvo el padre Mujica, al que mataron los militares; yo, por suerte, fui antes – hacíamos un trabajo mitad político y mitad de atención a la gente, donde la atención era, por un lado médica, al nivel de lo más elemental - los chicos se morían como moscas cuando venía la diarrea, y en invierno la tuberculosis - en fin, conseguir los remedios, llevárselos, atenderlos, etc.. Pero por otro lado, con esta heterodoxia que me venía de Pichon, atendía a la gente, en entrevistas. Atendía pacientes, incluso parejas. 
Ahí descubrí que uno de los problemas más graves de la clase obrera es el alcoholismo. Por algo muy simple - eso lo aprendí ahí, sin leerlo en los libros – que si en la vida uno no encuentra algo que le dé sal y pimienta, la vida es insoportable. Si somos obreros y no tenemos ni para comer, y nuestra mujer es fea y bigotuda y no tenemos ni ganas…

Ladrido Humano

. .
. . .

Fiel, leal, verídico, honesto Noble, seguro, constante, devoto Atento, observador, alerta, cuidadoso Capaz, despierto, astuto, lúcido Ágil, diligente, afanoso, curioso Amistoso, tierno, entrañable, cariñoso Protector, garante, guía, centinela Bonito, despojado, simple, agudo Dócil, gracioso, sosegado, constante.
Nos haces creer dioses, reyes, reinas, príncipes. Nos haces creer sincera la honestidad de tu mirada. Nos haces creer pura la certeza de tus caricias. Nos haces creer posible una felicidad de terciopelo. Nos hace creer legítimo el mandato que alza nuestros labios. Nos haces creer capaces de poderlo todo.
Cuánta ilusión, cuánta esperanza, cuánta fantasía. Perro: cuánto te pareces al amor…
map ,
.

Hoy por mi, mañana también...

. . . . . .
Marcelo: me estoy acercando al psicoanálisis de a poco y quería preguntarte con respecto al posteo sobre los Borderlines… ¿Cómo se juega ahí el tema del goce? Quiero decir, ¿Es posible afirmar que “gozan más que los neuróticos”? Gracias, saludos, Mercedes Villar.
HOLA; ya aclaré que nosotros no usamos esa categorización. Con respecto a “gozar más”… ¿Qué quiere decir? A ver: si partimos en definir el goce como algo que da placer pero comienza a vincularse con el dolor (“Empieza con la cosquilla y termina en la parrilla”-Lacan), entonces habría que ver a quién le duele más qué cosa para decir si goza más uno que otro… Si por gozar entendemos un monto importante de empuje, de libido, de deseo sin barrera castratoria; bueno, eso tampoco dependerá obviamente de la nosografía sino del modo en que la Castración opera en cada Sujeto.
Son aquellos sujetos que no pueden dejar de hacer absolutamente nada en pro de su goce; es decir: tapan permanentemente la angustia, gozando… No pueden castr…

Seguidores