Ir al contenido principal

Entradas

Mostrando entradas de 2018

Artes Visuales, Escultura.

Mónica Ramírez [Medellín, 1961 ] www.monicaramirezh.com

Artes Visuales

Raúl E. Stolkiner [ Córdoba, 1957 ] Www.resh.com.ar

Lacan: la bofetada en el laberinto.

Cioran, en una entrevista que le hizo Fernando Savater creo, describió de una forma que me parece acertada al grande, Borges.
"Borges: el último delicado", así lo nombró.
Uno, que no quiere desperanzarse, prefiere descreer de la primera parte de esa frase (sin duda no fue el primero puesto que también tenemos a Chesterton), esto es, que el ímpetu que guiaba a este escritor cosmopolita, su delicadeza según Cioran, no se vaya a repetir nunca más en el mundo.
"Si un libro no te gusta, cierralo. Quizás en otro momento se puedan finalmente entender"
Rilke llegó a decir que él "no tenía órganos para Goethe", y está bien, no pasa nada, gracias a Dios hay más escritores en el mundo, y los habrá también que no tengan órganos para Rilke.
Sin embargo, cuando uno abre alguno de los seminarios del freudiano Jacques Lacan - al menos a mi me pasa así - es como si una mano saliera de las páginas y le abofetearan a uno la cara.
No hay mucha delicadeza en estas lecturas, y no la…

El analista: objeto y no sujeto.

La fortuna llega en algunos barcos que no son guiados. El resto es silencio. Hamlet, Acto V, Escena II
William Shakespeare [ 1564, 1616 ]
El carácter de cada hombre es el árbitro de su fortuna. Publio Siro [ 85 aC ]
Creo que el analista -el analista, no el sujeto- que no ha tenido fortuna es aquel que -frente al hecho de que su analizante haya abandonado la escena del análisis- no ha podido retomarla para conducir el mismo hacia un final más fértil. Los Romanos han traducido a la diosa Tyché por "Fortuna". Jacques Lacan (partiendo de Aristóteles) retoma esto en su Seminario 11, y nos adelanta que la Tyché es el encuentro con lo real. El real de cada analista siempre se juega en el dispositivo, por eso -justamente- un analista controla con otro analista. Ese real, que ya F. Nietzsche había enunciado en Así hablaba Zarathustra como el Antiguo Retorno; es lo que obstaculiza la escucha del analista y, a la vez pone en jaque la Contra-transferencia postfreudiana que Lacan trocó con el de…

El goce del Otro

Parece que corren tiempos de discusiones Lacanianas. En realidad siempre las hubo porque el psicoanálisis no es un fundamentalismo. Y de algún modo implican ponernos a re pensar nuestras propias apreciaciones, prejuicios y modelos teóricos que obviamente se corresponden al modo de nuestra (escucha) clínica. Resulta harto interesante el modo con que los colegas escuchan (¡y son escuchados!) en función de sus teorías y prejuicios. En uno de los Grupos que  coordinaba hace un año, una alumna expresó que -según su analista, a la que ella le había comentado una apreciación mía del concepto de enfermedad- yo no creía en el real. Habría que preguntarle a esa analista, parafraseando a Borges, si se refería a su real.
En algunas conceptualizaciones tratamos de hilar fino. Por supuesto no nos vamos a poner a discutir con pseudoanalistas que sin tener una línea de lectura de Lacan se dan el lujo no sólo de citarlo sino hasta de explicarlo. Como digo a veces, resulta -al menos para mi- más interes…

Narcisismo: historia de amor eterna.

En 1894, en sus "Frases y filosofías para uso de la juventud", publicado en la revista Chamaleon, el dandy y sarcástico Oscar Wilde enunciaba que "Amarse a sí mismo es el comienzo de un idilio que durará toda la vida." Por la misma época también aseguró que "...el único amor consecuente, fiel, comprensivo, que todo lo perdona, que nunca nos defrauda, y que nos acompaña hasta la muerte es el amor propio."
Me han llegado últimamente, algunos correos en relación a la cuestión del YO y de lo que comúnmente se conoce con el término psicológico de "autoestima", y me sorprende que muchos de ellos sean de colegas que se dicen psicoanalistas y que siguen dudando de que, como decía Lacan, si existe una verdadera enfermedad en el sujeto, eso se llama YO. Que, según nos recordó en su seminario, esta estructurado como un síntoma.  Al igual que, hablando de la psicosis y recordando a Hegel, nos decía que el verdadero y único delirio es el de infatuación.  Y di…

El Síntoma que nos une del otro, y que nos separa.

"Si con dar un solo golpe se atajaran las consecuencias y el éxito fuera seguro... Yo me lanzaría de cabeza desde el escollo de la duda al mar de una existencia nueva." William Shakespeare Macbeth 1.º acto, escena VII .. Decíamos las otras noches, con una amiga colega, que cuando nos enamoramos solemos hacerlo por las mismas razones que cuando nos divorciamos. Nuestra empírica histórica y la escucha en nuestra praxis de los analizantes nos hace ratificar esta hipótesis no muy científica pero muy patente.

Como digo siempre: lo que antes era “que tierna que es, mimosa como un bebé” después se transforma en “qué pesada, siempre rompiendo las bolas”. Lo que antes era: “qué ordenadito, qué metódico, qué laborioso y organizado, ¡qué trabajador!”, después se transforma en: “qué reverendo maníaco obsesivo insorportable y sobreadaptado, lo único que le importa es su trabajo”. Lo que antes era: “qué preocupada por estar bien y por pedir siempre que le presten atención a sus producciones”

Artes Visuales, Argentina.

Rodrigo Riquelme [ Buenos Aires, 1985 ] Exponiendo Reminiscencias Análogas En Espacio Cultural Doblar el Viento A partir 19/V/18 / Buenos Aires / facebook.com/RodrigoRiquelmeFotografia Instagram: @rj_riquelme

A seguir: el piano no se termina nunca...

A los 16 años ya me había recibido en piano y violín, y ¿qué hizo mi vieja? Colgó inmediatamente el título. Entonces yo dije: “Ahora voy a estudiar en serio” porque yo no creo en papelitos… 
Mi mujer se murió joven y yo cometí el error de casarme con quien era mi amante. Grave error: como amante era perfecta, como esposa un desastre.
Me emociono cuando hablo de Pichuco porque para mi fue el mas grande… Para mi el gordo fue un sabio. Generoso en todos los renglones… Las enseñanzas que nos ha dejado el gordo fueron tantas… Cuando se fue el se fue un gran sol.
A seguir, a seguir, a seguir… porque el piano no se termina nunca. Agradezco a este instrumento y a los viejos que hicieron un sacrificio para que yo pudiese ser músico.
José L. Colángelo [ Buenos Aires, 1940 ]
https://youtu.be/pF2r95OG5E4
Susana Rinaldi: voz, José Colángelo: piano. Orquesta dir. J.C.Cuacci Garúa [Troilo / Cadícamo] C.K. 11/2017
Artes Visuales: Sócrates / Buenos Aires / –José Oscar Jacinto– Troilo. Para Tiempo Argentino.

Lacan & Spinoza; La Excomunión y el Psicoanálisis Hoy.

Les comparto este bellísimo texto de un colega (y Maestro de Música) que ha producido dentro del marco del Grupo de Lectura de los días Jueves que tengo el honor de coordinar.
Una lectura crítica y un análisis susceptible de la primera clase del Seminario XI: Los Cuatro Conceptos Fundantes del Psicoanálisis, de Jacques Lacan. Seminario por demás muy simbólico dentro del contexto en que se desarrolla:
Lacan había pensado -después de su Seminario La Angustia- dedicar el siguiente a Los Nombres del Padre -dando un paso más allá del Edipo con el desplazamiento del plural mismo- pero sólo pudo dictar una lección: fue interrumpido por la "excomunión" de la Asociación Internacional de Psicoanálisis que consideraba que el Maestro Francés se apartaba de los cánones del famoso Setting del Dispositivo. En este contexto institucional, Lacan asume su exposición del año 1964 sobre todo para puntuar las implicaciones éticas en juego en el Acto del Analista y "el deber de esclarecer lo a…

Seguidores