Ir al contenido principal

Entradas

Mostrando entradas de octubre, 2017

Artes Visuales, Esculturas.

Will Kurtz [ Flint, Michigan, 1957 ] www.willkurtz.com

Balada triste de amor... Alex De La Iglesia

"¿Por qué quieres ser payaso?-
Porque si no fuese payaso, sería un asesino."-



Balada Triste de Trompeta Guión y Dirección: Álex De La Iglesia [ España / 2010 ]
..  En la obra "Balada triste de trompeta" quedan todo el tiempo flúctuando los vaivenes de la Pulsión. El Súper-Yo con su voz imperativa y perversa es claro en su Demanda, y el personaje central lo enuncia: "Dejame hacer algo bien, por una única vez en mi vida..."-  De allí que solemos decir, en psicoanálisis, "los padres siempre tienen razón"- Es decir: si el neurótico no puede atravesar esa Demanda se cumplirá indefectiblemente ese mandato-funesto: el loco, la boluda, el inútil, el ladrón, la que todo le sale mal, el esclavo, el chivo-expiatorio, la pobrecita, el que se la banca sólo, la sacrificada, el éxitoso, la que puede con todo, etc.

Esta escena que he fragmentado para el posteo, sintetiza directo la satisfacción pulsional que el goce produce: los sujetos no sólo pierden la causa de su …

Cuentos de amor...

El hijo del tintorero había nacido en 1797 y fue uno de los últimos maestros japoneses de la Escuela Utagawa de la técnica uyiko-e. Pero para Unokichi, el joven protagonista del cuento que Junichiro Tanizaki escribió en 1919, Kuniyoshi nunca hubiera podido reflejar la belleza de los pies de Fumiko del modo que él mismo los contemplaba y los veneraba. De hecho llegó a pensar que la verdadera obra de arte estaba en esos hermanos que hacían que las extremidades inferiores transformaran a  Fumiko no solo en el pivote común entre él y el Señor Jubilado, sino especialmente en el reflejo mismo de su goce.


El cuento Los pies de Fumiko nos revela en principio la tipología de un obsesivo que, dirigiéndose a su Maestro, le cuenta cómo conoció a esta alma gemela con quien comparte un goce común. Pero el relato tiene sus pinceladas poéticas porque Tanizaki sabe como contar algo simple, incluso una vertiente que rápidamente podría tentarnos en encasillar y rotular como una perversión, y transformarl…

Gramática Erótica

Sabina Urraca [ San Sebastián, 1984 ] www.sabinaurraca.com

Arquitectura de Puertas Abiertas

Open House Buenos Aires [ 5ta Edición / 2017 ]
Sábado 28 y Domingo 29 / Octubre Organiza Cohabitar Urbano www.openhousebsas.org

Lacan: La Comedia (sexual) de la Vida.

El inconsciente, es muy precisamente la hipótesis de que no se sueña solamente cuando se duerme. Quisiera hacerles observar que lo que se llama "lo razonable" es un fantasma, es totalmente manifiesto en el comienzo de la ciencia. La geometría euclidiana tiene todas las características del fantasma. Un fantasma no es un sueño, es una aspiración.
La idea de la línea, de la línea recta por ejemplo, es manifiestamente un fantasma, por suerte se ha salido de eso. Quiero decir que la topología restituyó lo que debe llamarse el tejido (tissage). La idea de vecindad es simplemente la idea de consistencia, suponiendo que uno se permita dar cuerpo a la palabra "idea". Lo que no es fácil. Hay cuando menos filósofos griegos que, a la idea, intentaron darle cuerpo. Una idea, eso tiene un cuerpo: es la palabra quien la representa, y la palabra tiene una propiedad totalmente curiosa, es que hace la cosa (fait la chose).
Quisiera equivocar y escribir eso: es que "punte-l-a-cosa…

Discurso Amoroso

Capítulo : "¡Adorable!"

Encuentro en mi vida millones de cuerpos; de esos millones puedo desear centenares; pero, de esos centenares, no amo sino uno. El otro del que estoy enamorado me designa la especificidad de mi deseo.

Esta elección, tan rigurosa que no retiene más que lo Único, constituye, digamos, la diferencia entre la transferencia analítica y la transferencia amorosa: una es universal, la otra, específica. Han sido necesarias muchas casualidades, muchas coincidencias sorprendentes (y tal vez muchas búsquedas), para que encuentre la Imagen que, entre mil, conviene a mi deseo. Hay allí un gran enigma del que jamás sabré la clave: ¿por qué deseo a Tal? ¿Por qué lo deseo perdurablemente, lánguidamente? ¿Es todo él lo que deseo (una silueta, una forma, un aire)? ¿O no es sólo más que una parte de su cuerpo? Y, en ese caso, ¿qué es lo que, en ese cuerpo amado, tiene vocación de fetiche para mí? ¿Qué porción, tal vez increíblemente tenue, qué accidente? ¿El corte de una u…

Barcos Anclados...

¡Oh vanidad!
solitaria campana en llamas,
muñeca cuyos ojos
le cantan a la noche,
y la esperanza se quiebra
en los caminos.
El delirio, como las olas,
moja mis alas de gaviota.



¡Oh vanidad!
tú que quieres desear deseos
para entregar al mundo
los hijos del futuro,
cava hondo en mi pecho
nuestros sueños.
Canta el viento
las horas perseguidas
por los húmedos besos
de aquél otoño empedernido.
Todas las hojas secas caen
en la mañana,
alfombra que me acercas
a la espuma,
a las orillas,
a los barcos anclados.
Bohemia de una sustancia naciente.
Lucía Serrano
[ Tigre, Buenos Aires. ] Vanidad. IX/12 lasangrequefaltaba.blogspot.com.ar Artes Visuales: DZO Oliver [ Francia ] www.dzo-o.com

El bosque / Poema.

Alguien entra en el bosque mientras grito.  No puedo detenerlo.  Sólo existe mi voz tan rota y tan cobarde que cada noche vuelve a repetirse sin que logre hacer nada. Hay tanta incertidumbre allí en el bosque, es tanta su espesura, que es mejor estar quieto, aunque la misma angustia suceda cada noche, aunque el bosque sea yo y alguien huya de mí. Fernando Valverde [ Granada, 1980. ] El bosque. Los ojos del pelícano, 2010. www.fernandovalverde.com Artes Visuales: Silvia Zsolt Fradera [ Barcelona, España.]

Espamos de Amor.

Ahí van los zombis del amor, arrastrando los pies, mirando la pantalla del celular con los ojos clavados en una foto, en un avatar, en una última conexión. No los culpen. Les rescato el optimismo, les recato esas ganas de enamorarse. Les rescato esa seguridad visceral con la que dieron el primer beso, con la que dijeron te amo, con la que supieron que no se la iban a bancar si no era para siempre pero igual se animaron.
Lo que pasa es que la ciudad se hizo muy grande como para encontrar el amor a la vuelta de la esquina, en el café de Malabia, en un departamentito camino al museo sobre Austria casi Las Heras. Los zombis tuvieron que maquillarse y posar con su mejor ángulo para la foto de perfil de una red social enorme llena de fotos de perfil de personas posando con su mejor ángulo, donde uno puede elegir a la gente como mercadería exhibida en la góndola del chino de la esquina.
El zombi quería un espasmo de amor y aceptó las reglas del juego. Quería sentirse vivo. Salió a cenar, se ri…

La relación con la Palabra.

Anoche en el grupo de estudio leímos "La capacidad para estar solo" (1958), un hermoso texto de Winnicott, del que me interesa sobre todo una idea: estar solo requiere de la presencia del Otro; en primer lugar se está solo en presencia de alguien, como le ocurre a los niños que, de a poco, juegan cerca del adulto, pero a una relativa distancia. El modelo adulto de esta experiencia es para Winnicott la relación sexual, luego de la cual se produce un encuentro en el que prima la ternura, la capacidad de estar con otro sin ninguna exigencia (pulsional). Siempre es notable cómo cada uno resuelve ese momento, que puede ser de profundo desencuentro, e incluso de ansiedad en quienes no pueden desarrollar esta capacidad que, entonces, no tiene que ver con estar aislado, sino con el desarrollo de la confianza como disposición fundamental para relacionarse con los demás.
En este punto, Winnicott piensa a contrapelo del sentido común: porque la masturbación no sería un acto solitario, …

Seguidores