Ir al contenido principal

Entradas

Mostrando entradas de abril 2, 2012

Amor Imprevisto

. . . . . -


Nadie comprendía el perfume
de la oscura magnolia de tu vientre.
Nadie sabía que martirizabas
un colibrí de amor entre los dientes.
Mil caballitos persas se dormían
en la plaza con luna de tu frente,
mientras que yo enlazaba cuatro noches
tu cintura, enemiga de la nieve. 
Entre yeso y jazmines, tu mirada
era un pálido ramo de simientes.
Yo busqué, para darte, por mi pecho
las letras de marfil que dicen siempre. Siempre, siempre: jardín de mi agonía,
tu cuerpo fugitivo para siempre,
la sangre de tus venas en mi boca,
tu boca ya sin luz para mi muerte. . Federico García Lorca Gacela del amor imprevisto Diván del Tamarit (1931-1934) . .
.

Mascarada Histérica

. . . . Estimado Marcelo Augusto: le escribo desde Chile, estoy recién incursionando en los conceptos freudianos. He leído algunos artículos suyos sobre Histeria. He entendido el tema del desafío y así mismo el hecho de que la histérica tenga un deseo imposible que le permite seguir deseando. Sólo hay una cuestión que me permito interrogarle: ¿Por qué se suele decir que la histérica es pura mascarada? Otro comentario que quizás tenga que ver con mi pregunta: una amiga –hace poco- me comentó algo que me hizo recordar a otro artículo suyo dónde –citando a Lacan- dice que la metáfora amorosa hace circular el lugar de amado al lugar de amante. Esta amiga me dijo: “Yo nunca fui amante, siempre amada.”- ¿Podrá tener que ver con esto de la mascarada? Y en este caso, ¿se podría hablar de metáfora amorosa? Gracias, N.López Rey


Mascarada –como se ve- viene de Máscara, es decir, que si entendemos que hay un personaje adelante del sujeto es fácil advertir que la histérica “viste” ese personaje sin d…

Seguidores